Portada » Sant Martí

La marea, señoreada por la luna

LLOC: platja de la mar bella (Sant Martí)
DATA: Divendres, 18 de novembre de 2005
AUTOR: nepal

La marea, señoreada por la luna, arroja constantemente sus caricias sobre la superficie de la playa. Y durante un tiempo incluso me llegué a preguntar, medio dormido, si tal vez las olas retrocedieran porque llegábamos los caóticos.

Existe, entre la espuma que se desvanece y la arena seca, un espacio húmedo y estrecho plagado de deshechos que son casi arte. Es todo aquello que el mar devuelve al hombre porque es a él a quien pertenece. Colillas, latas oxidadas, palillos para las orejas, condones lanzados desde lo alto de yates puntiagudos, cajitas de big-mac o cheesburguer, tiritas, bolsas de plástico variopintas y muchas otras cosas que le dan un profundo asco a Neptuno. Sólo después de caminar descalzo sobre todo aquello que no quiere pisar nadie se alcanza a presagiar la de miera que se nos vendrá encima, tarde o temprano.

Después del ritual comíamos galletas en el espolón, mientras alguno de nosotros entonaba el último cántico y asomaban los primeros pescadores al otro lado de la carretera. La invocación del tsunami nunca duraba en total más de quince o veinte minutos. Todo lo anterior eran simples prácticas de ritmo, preparativos, bostezos de los que se habían acostado tarde o ni siquiera. Y todos nuestros actos posteriores eran, día a día, ejercicios contra el mundo.

Lo único que importaba de verdad era el tsunami. Cada uno de nosotros lo albergaba en su cabeza y sentía su lenta llegada, ese ir ganando milímetros al horizonte.

Hay cosas que jamás podrá reproducir la escritura, y que nadie sabe si se explican con unas cuantas onomatopeyas, pero ahí estaba, por ejemplo, el tam tam tim tumb, tam tim tim tumb, cíclico y casi infinito de Pep Cunill, quien en pocas semanas de práctica pasó de ser un tipo con cara de empollón, silencioso y arrítmico, a guiar los círculos rasantes de varias gaviotas, que sobrevolaban nuestras cabezas como dándonos los buenos días, hermanas aladas, os recuerdo tan bien!

Había siempre barcos a lo lejos, engullidores de peces o portadores de turistas, y a menudo algún borracho dormido junto a las papeleras.

Algunas veces hasta el Lágrima abandonaba su puesto en la cocina o junto a Dante y se nos unía. Mi tío accedió a comprarle un detector de metales de ésos portátiles, un grueso disco de aluminio inquieto al final de una barra, que hacía bip bip al intuir relojes, pulseras, pendientes y demás. Y le hizo prometer que cuidaría del juguetito como si fuese una parte más de sí mismo, así de caro le había salido.

Pero al viejo Lágrima le duró tan poco la afición como el buen funcionamiento del detector. "¡Eh, Lágrima! ¡Esos cacharros no están hechos para la arena!", le solía gritar Sergio.

[www.mansalva.net]

2 comentaris


Muy bueno, de verdad. No puedo resistirme a comentar, simplemente, que me ha encantado leerlo...

Alba - 18/11/2005 18:45


Hola!

La veritat és que m'ha agradat molt el teu text perquè m'hi he vist molt reflectida. En el sentit que m'he passat aquest estiu netejant platges a Isola delle Femmine, Sicília. La brutícia que he arribat a recollir, no us podeu ni imaginar com n'era de gran i de variada.

Vaig poder participar en un camp de treball internacional amb el Servei Civil Internacional, i va ésser una gran experiència. He escrit un article explicant la porqueria que la gent llença al mar, i no tanta porqueria, coses que algú més necessitat podria haver aprofitat. Us convido a clicar aquest enllaç i descarregar-vos l'últim número, ple d'articles interessantíssims. És una revista de distribució gratuïta a la que us animo a participar si teniu ganes de fer un escrit crític sobre temàtiques actuals.

També aprofito l'ocasió per reflexionar sobre tot allò que anem deixant al nostre pas, la nostra petjada ecològica. Quantes bosses d'escombreria valem?

http://www.joves.org/portal/enews.php?var=157
Moltes gràcies,
LAIA

LAIA - 05/03/2008 21:22
Deixa el teu comentari
Per deixar un comentari has d'estar registrat:

Nom d'usuari:

Password:




Has oblidat la teva contrasenya? | Has oblidat el teu nom d'usuari? | Et vols registrar?
cerca Cerca avançada
 
Mostra al mapa
filtre

Amor

Anada d'olla

Ficcions

Històric

Històries de bici

No a la guerra

Queixa

Quotidià

2004

2005

2006

2007

2008

2009

2010

2011

2012

2013

2014

2015

2016

2017

2018

2019

 


 
Contacte | Staff | © Bdebarna 2010